60. Las 3 huchas de mis hijos

Después del éxito del capítulo 38 sobre educación financiera para niños hoy os voy hablar de las 3 huchas de mis hijos.

Ir a descargar

Realmente no son 3 huchas sino 5, tengo 2 hijos y… Lo explico más tarde y seguro que se entiende.

60. Las 3 huchas de mis hijosPero antes de empezar con el tema de hoy, ya tienes la 2ª edición del libro Quiero ser Rico: consigue la libertad financiera en 5 pasos en Amazon.

La cartera. Dinero para gastar

dinero para gastarLa primera de las huchas de mis hijos es una cartera. Un monedero normal y corriente. En su caso son amarillos y tienen 2 emojis dibujados.

El dinero que guardan aquí es dinero que pueden gastar en lo que quieran. No lo pueden sacar de casa sin permiso, pero sí que lo pueden gastar.

Tienen que pedir permiso antes de gastarlo, pero la norma es que salvo casos muy excepcionales lo pueden gastar en lo que quieran. Si nos vamos a la librería, al supermercado o algún sitio de estos y quieren algo tienen la posibilidad de pedirnos un préstamo hasta llegar a casa. Lo habitual es que sean pequeños juguetes de poco dinero, o alguno de los juguetes más populares y mas vendidos.

“El préstamo hasta llegar a casa” es simplemente que le adelantamos el dinero para pagar pero a llegar a casa nos lo tienen que devolver. Ellos tienen que tener el dinero.

Los préstamos en sentido estricto de la palabra están prohibidos.

La botella, ahorro para un gasto futuro

Los ahorros para objetivosLa segunda hucha de mis hijos, no es exactamente una hucha. Es una botella de agua de medio libro. Esta hucha (por llamarlo de alguna forma) la comparten entre los 2.

Se trata de dinero para un objetivo de compra futuro. En el caso de mis hijos se la hice porque se querían comprar una videoconsola Nintendo 2DS.

Realmente me sorprendió lo rápido que consiguieron juntar todo el dinero. Pero lo cierto es que se esforzaron un montón para llegar a su objetivo.

Esto fue hace mes y medio y desde que cumplieron su objetivo se han relajado bastante. Pero realmente me impresionó lo enfocados que estaban hacia su objetivo.

Por tanto, se trata de una hucha para ir depositando el dinero para comprar algo que realmente quieren.

Las huchas, el dinero para cuando sean mayores

Por último, tenemos las huchas para cuando sean mayores, este dinero no lo pueden gastar nunca.

Ellos saben que es dinero para ahorrar y que ese dinero no se puede gastar.

Entienden que es para cuando sean mayores pero no llegan a comprender mucho para qué ni para cuándo.

Este dinero, lo llevaremos hoy al banco (hoy no hay colegio y es la ocasión ideal).

A dónde va el dinero y movimientos entre huchas. Transferencias permitidas y prohibidas

Te he contado cual es el destino final del dinero. Pero no te he contado como es el flujo de dinero en sus huchas.

Digamos que el dinero solo puede circular en 1 sentido y nunca en sentido contrario.

El dinero que reciben, bien de su paga o dinero que le dan algunos familiares lo pueden depositar en cualquiera de sus 3 huchas.

En caso de ser demasiado dinero, obligatoriamente tienen que dividirlo y a la primera de sus huchas, al monedero, solo puede ir una pequeña parte. Si prefieren ahorrarlo todo también pueden.

Ellos pueden mover dinero del monedero a la botella. Dinero para gastar en el día a día a dinero para un ahorro más enfocado. Y pueden mover el dinero del monedero a su hucha para cuando sean mayores.

Pero nunca se puede mover al contrario. Es más, la hucha no se puede ni abrir ni sacar dinero. De la botella, del dinero del ahorro se puede sacar dinero para cuando sean mayores. Aunque nunca se ha dado el caso.

Bueno realmente sí se dio una ocasión y es cuando se compraron su videoconsola, les sobró algo y ese dinero fue para la hucha.

Y una cosa más; ¿Tienes tus 3 huchas?

Te he contado como unos niños de 5 y 7 años gestionan su dinero y sus finanzas. Es un sistema lo suficiente simple para un niño de 5 años lo entienda.

Tal vez las finanzas de un adulto sean un poco diferentes. Pero realmente yo no lo creo.

Al igual que mis hijos tienes 3 cuentas diferentes. Te pregunto ¿Tú las tienes?

  • Su monedero, es el dinero para gastar. Es tu presupuesto para el día a día. Yo le llamo cuenta de ingresos y gastos. Es donde recibes tus pagos y tienes domiciliado tus recibos.
  • El dinero de su botella es dinero para un gasto próximo. Es del dinero de tu plan de emergencias y tus ahorros. Es dinero que guardas para esos gastos más puntuales y dinero que tienes para imprevistos.
  • Y por último las huchas representan el dinero para cuando nosotros seamos mayores también. Es dinero para invertir y dinero para la jubilación y para lograr la libertad financiera. En tu caso no lo deberías tenerlo en efectivo sino invertido en algún producto.

Si tienes hijos cuéntame cómo lo estáis gestionando vosotros y cuáles son los problemas o conflictos con los que os encontráis más a menudo. Que cosas os funcionan o como os podría ayudar yo. Os podéis poner en contacto conmigo en quieroserrico.com/contacto o en hola@quieroserrico.com .

Un saludo y hasta la semana que viene

¿Quieres invertir tus ahorros de forma fácil, sencilla y sin tener que dedicarle horas y horas? Apuntaté a mi lista y descubrirás cómo.
*No hago spam. Ver Política privacidad

Deja un comentario

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.

Si continuas utilizando este sitio aceptas el uso de cookies. Aviso legal, política de privacidad, cookies

Los ajustes de cookies de esta web están configurados para "permitir cookies" y así ofrecerte la mejor experiencia de navegación posible. Si sigues utilizando esta web sin cambiar tus ajustes de cookies o haces clic en "Aceptar" estarás dando tu consentimiento a esto.

Cerrar